24 febrero 2017

Orejas de carnaval


Con estas orejas de carnaval damos la bienvenida a esta fiesta que se celebra en medio mundo.
Este fin de semana millones de personas de todas las edades harán gala de su imaginación y se ataviarán con un disfraz que por un día les hará diferentes, reivindicativos, modernos, atrevidos ... para desfilar por las calles de sus ciudades y sobre todo para pasarlo bien que es de lo que se trata.

Las orejas de carnaval son típicas gallegas, es un dulce crujiente, de masa frita y anisada con aroma a limón o naranja que decorada con azúcar gusta a mayores y pequeños y que como su propio nombre indica hay que dar forma de oreja.

Yo no las había hecho nunca y tenía muchas ganas de probar, así que este año no se me han escapado y después de un largo día de desfiles y bailes de carnaval es lo ideal como merienda con un café o un chocolate calentito.

Os animáis? se hacen en un periquete!

Ingredientes para 22/25 unidades:
- 350 gr. de harina (un poco mas para amasar)
- 75 gr. de azúcar
- 50 gr. de mantequilla en pomada
- 20 ml. de ron
- 1 cucharada de anís en grano
- 100 ml. de agua 
- 1 huevo (a temperatura ambiente) 
- Ralladura de limón
- Sal
- Azúcar glas para decorar


Preparación:

Machacamos los granos de anís y en un bol amplio mezclamos todos los ingredientes excepto la harina con ayuda de unas varillas hasta obtener un batido fino y homogéneo.


Añadimos poco a poco la harina tamizando de cada vez y mezclando con las varillas hasta que no podamos más y mezclaremos entonces con una cuchara de palo.


Colocamos la masa en una mesa, espolvoreamos con mas harina y boleamos sin tocarla demasiado.
Colocamos en un bol y dejamos reposar tapa con un paño en la nevera mínimo 2 h. (cuantas mas horas mejor)


Para formar las orejas engrasaremos con aceite la mesa de trabajo y el rodillo.
Haremos una bola pequeña y estiraremos lo mas posible.
Con un dedo meteremos un poquito la masa hacia adentro de un lateral, daremos forma.


Freímos una por una vuelta y vuelta en abundante aceite caliente muy pocos segundos, lo justo para dorar, vigilamos que se queman enseguida.


Vamos colocando en un plato con papel de cocina absorbente.
Finalmente espolvoreamos con azúcar glas.


Una delicia!






1 comentario:

  1. Nunca las he probado, pero tienen una pinta estupenda.

    Bss

    Elena

    ResponderEliminar

Nos gusta saber tu opinión sobre lo que hacemos. Si haces la receta, tu experiencia. Si te parecen suficientemente claras o no las explicaciones. Sabemos que con las prisas de hoy en día no siempre podemos comentar, pero de tus comentarios también aprendemos.

¡No te cortes!