18 junio 2014

Magdalenas-brownie de chocolate


No es la primera vez que me pasa, que leo una receta y cuando la hago el resultado no es el esperado, y es que al escribirla se han olvidado de poner algún paso, algún ingrediente, o directamente media receta como me pasó con el "brownie a la taza en 5 minutos". Esta vez había un ingrediente fantasma, un ingrediente que no aparecía en la receta, pero que había que añadir por arte de birlibirloque cuando estaba en mitad de la receta, y que por supuesto no tenía preparado. ¿El resultado? Pues no estuvo nada mal, porque disfrutamos de estas magdalenas-brownie que estaban de escándalo.





Ingredientes:

  • 250 gr. de harina
  • 150 gr. de chocolate puro
  • 90 gr. de aceite de oliva
  • 30 gr. de cacao en polvo
  • 5 gr. de levadura química
  • 1 cucharadita de bicarbonato
  • 1 pizca de sal
  • 2 huevos
  • 175 gr. de azúcar
  • 1 cucharadita de azúcar avainillado
  • Azúcar glass para decorar



Elaboración:

Fundimos en el microondas el chocolate puro junto con el aceite de oliva, en intervalos de 30 segundos, removemos, 30 segundos más, y así hasta que esté completamente fundido.


Batimos los huevos con el azúcar normal y el avainillado hasta que blanquee y quede cremoso. Vertemos el chocolate fundido con cuidado sobre la mezcla de huevos y mezclamos con movimientos envolventes.


Mezclamos la levadura, el harina, el bicarbonato, la sal y el cacao en polvo y lo tamizamos sobre la mezcla anterior, removiendo solamente lo necesario para que se integren los ingredientes.


Ponemos unos moldes de papel para magdalenas en el molde específico para ello y llenamos las cápsulas 2/3 de su capacidad y horneamos en el horno previamente precalentado a 190º durante 25 minutos.



Para desayunar o merendar, con una no basta ;)


Bon appétit

13 comentarios:

  1. Para desayunar, para merendar.... y en cualquier momento, sin duda con una no bastaría, mejor una detrás de otra, jajajjjaj!!! se ven deliciosasssss, un besote!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siii, eso es lo malo, que como se tengan cerca cuesta parar.

      Bss

      Elena

      Eliminar
  2. que buenas ¡¡¡¡tienen una pinta super rica ¡¡¡¡ besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Debora, ricas si que estaban, pero que rabia da que las recetas estén mal redactadas y con ingredientes fantasma.

      Bss

      Elena

      Eliminar
  3. Se ven espectaculares chicas, el problema es ese, que tan ricas se ven que yo no tendría bastante con una !!!

    Que rabia, y coraje da eso de encontrarte con una receta a medias, sobre todo cuando ya has preparado "todos" los ingredientes.

    También se da la cosa, de que tú te crees que lo tienes todo, te pones a preparar lo que sea, y cuando ... llega el momento de añadir esto o lo otro, ups ... no tienes, en fín, pero ... como casi siempre, solemos salir airosas de estas circunstancias.

    Besotes y feliz finde chicas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero es cuando estás segura de que lo tienes todo y tu contrario se lo ha zampado ;)

      Bss

      Elena

      Eliminar
  4. Y cuál era en este caso ese ingrediente?
    Pq tienen una pinta de miedo!!!!
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Había que añadir leche, pero no se sabe en cuanta cantidad ;)

      Bss

      Elena

      Eliminar
    2. Pues será lo que admita jajaja...
      Nieves

      Eliminar
  5. qué buena pinta, una duda , los huevos M o L? Gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. nada, ni caso, que ya me dijiste que amoldabas la receta a huevos L en otra ocasión! un saludo

      Eliminar
    2. Ja, ja Sandra, que memoria tienes. Efectivamente, yo siempre con huevos L

      Bss

      Elena

      Eliminar
  6. Que pinta!!!!! deliciosas no se puede decir más. Besos

    ResponderEliminar

Nos gusta saber tu opinión sobre lo que hacemos. Si haces la receta, tu experiencia. Si te parecen suficientemente claras o no las explicaciones. Sabemos que con las prisas de hoy en día no siempre podemos comentar, pero de tus comentarios también aprendemos.

¡No te cortes!