"Un lugar donde guardar el aroma que sale de los pucheros, una buena receta, la tarjeta de aquel restaurante que nos gustó tanto, la etiqueta de una botella de vino…"

La cajita de Nieves y Elena

Sal de apio

Sal de apio

La sal de apio es un aderezo estupendo para carnes, pescados, verduras..., en guiso, plancha, horno o en crudo... miles de utilidades y aporta un toque muy especial.

No tiene ningún misterio, se elabora con sal y semillas de apio trituradas, pero dado lo complicado que es encontrarlas usaremos las hojas que casi casi aportan la misma intensidad de sabor.

Podemos prepararla con el tipo de sal que mas nos guste, así usaremos una u otra dependiendo de lo que vayamos a preparar.

Si queremos, también podemos añadir una pizca de ajo en polvo.

Desde que descubrí lo fácil que es hacerla ya no falta en mi despensa, de hecho tengo varias versiones, tengo un bote de sal fina, otro con la sal gorda y otro de sal en escamas que para aderezar un tomatito en crudo con un chorretón de aceite de oliva viene de lujo.

Ingredientes: 

Ingredientes Sal de apio
- Sal (misma cantidad en volumen que de hojas de apio molidas)*
- Hojas de apio frescas (misma cantidad en volumen una vez molidas que de sal)*
- Ajo en polvo (opcional)

*Misma cantidad en volumen NO DE PESO
(Ej: 1 cucharadita de postre de sal por 1 cucharadita de postre de hojas de apio molidas)

Preparación:

Cortamos todas las hojas del apio, sin los tallos.

Paso a paso Sal de apio

Lavamos las hojas de apio bajo el grifo de agua fría, ponemos a secar sobre un paño de cocina limpio o toalla bien separadas, dejaremos que se sequen solas al aire, sin frotarlas.

Paso a paso Sal de apio

Precalentamos el horno a 175ºC
Ponemos papel de aluminio sobre nuestra bandeja de horno y colocamos las hojas bien separadas.
Horneamos 10 minutos.

Paso a paso Sal de apio

Sacamos y dejamos enfriar completamente en la misma bandeja.
Ponemos las hojas en un cuenco y las deshacemos con los dedos lo máximo posible.

Paso a paso Sal de apio
Pasaremos por un colador para afinar lo máximo posible y descartar posibles palos que hayan quedado del algún tallo.

Paso a paso Sal de apio

Preparamos nuestros botes.
Añadimos la misma cantidad de sal que de apio molido y mezclamos hasta homogeneizar.

Si queremos añadimos el ajo en polvo y volvemos a mezclar.

Haremos el mismo proceso con la sal en escamas o la sal gorda.

Paso a paso Sal de apio
Ya tenemos lista nuestra sal de apio.

Sal de apio

Sal en escamas:

Sal de apio

Sal gorda:

Sal de apio

Sal fina:

Sal de apio

Sal de apio


Imprime esta receta
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Comentarios

  1. Además de todo lo que has contado, es una forma magnífica de aprovechar las hojas del apio cuando consumimos el tronco para crudités.

    Bss

    Elena

    ResponderEliminar
  2. Es estupenda la sal de apio. Yo aprovecho la calefacción para secar las hojas.
    Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Entonces en invierno te abasteces para todo el año no? jajaja...
      Besos
      Nieves

      Eliminar
  3. Que idea de aprovechamiento y muy bien explicado. Buen finde.

    ResponderEliminar
  4. Holaaaa!
    Nunca dejo de aprender con vosotras!!
    Gracias!!!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Nos gusta saber tu opinión sobre lo que hacemos. Si haces la receta, tu experiencia. Si te parecen suficientemente claras o no las explicaciones. Sabemos que con las prisas de hoy en día no siempre podemos comentar, pero de tus comentarios también aprendemos.

¡No te cortes!

Otros están viendo...