18 julio 2013

Patatas bravas


Whole Kitchen en su propuesta salada para el mes de julio nos invita a preparar un clásico de la cocina española: Patatas a la Brava.
Veranito, terracitas, cervecita fresca ... ¿Qué es lo que falta en este plan que se presenta genial? pues una buena ración de patatas bravas.


No se vosotros, pero yo me he criado desde bien pequeña con ellas, eran y son las protagonistas de las salidas de tapeo, no hay mesa de terraza o barra de bar en la que no se encuentren en grandes cantidades...
De pequeña siempre las pedía con mi hermano cuando salíamos con mis padres en nuestros paseos de domingo, de adolescente eran las protagonistas en cada cañita que nos tomábamos y ahora de mas mayor incluso las hago en casa para acompañar algún partido de fútbol o como centro de mesa con un buena carne.

Ingredientes para 2 personas:

- 4 patatas medianas
- Sal (al gusto)
- Aceite para freír

Para la salsa:
- 200 ml. de tomate frito
- 2 cucharadas de ketchup
- 2 cucharadas de vinagre
- 1 diente de ajo
- 2 cayenas (al gusto)
- 1 cucharadita de pimentón picante
- un poco de agua
- sal y aceite de oliva bueno






Preparación:

Comenzamos preparando la salsa brava, batimos todos los ingredientes y ponemos la salsa al fuego a sofreír unos 5 minutos a fuego suave.
Reservamos.


Pelamos y cortamos las patatas en trocitos medianos, lavamos, secamos bien con un paño limpio y salamos levemente.


Freímos en abundante aceite caliente primero a fuego vivo para que queden crujientes por fuera y luego a fuego suave para que se hagan por dentro, hasta dorar.
Escurrimos en papel absorbente.


Una vez todo listo emplatamos, regamos con la salsa brava ...


... y decoramos con perejil fresco picado.



Podemos también presentarlas de manera individual por ejemplo en forma de brocheta ;-)




De cualquier forma ricas, ricas ...


10 comentarios:

  1. Madre mía mis bravas queridas! Me encantan, como bien dices son las reinas del tal el español! Me cojo la receta de tu salsa que yo la hago distinta, que ricas!

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola chicas! En mi casa son también un clásico que preparamos con frecuencia. Cualquier motivo es bueno;)
    Se ven muy ricas.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Que platito tan rico! eso con una cervecita y a disfrutar.

    ResponderEliminar
  4. Ahora mismo me comería este pincho tan chulo y bueno que habéis preparado! La salsa... riquísima!!

    Besos!

    ResponderEliminar
  5. Dan ganas de coger esa brocheta y zampársela entera :)
    besos

    ResponderEliminar
  6. Es un clásico que nunca muere. Todavía me acuerdo las peleas de adolescentes por la última patata. Siempre se la llevaba el más rápido.

    Necesito una cervecitaaaaaaaa!!!!

    Elena

    P.D. Es para acompañar ;)

    ResponderEliminar
  7. tiene una pinta absolutamente deliciosa!!! no creo q duraran mucho...

    ResponderEliminar
  8. Pero que pintaza tienen!!! Además con el paso a paso siempre resulta todo más fácil. Seguro que las habréis disfruta muchísimo. La cervecita la pongo yo si queréis!!
    Últimamente no me da tiempo hacerlo y con la espalda regular tengo que intentar trabajar un "poquito" menos, aunque al final siempre acabas liada!!!

    Besazos chicas.

    ResponderEliminar
  9. No te han podido quedar mas ricas y autenticas, seguro que hasta mas buenas que las que comias con tu hermano por cierto hermosos recuerdos, que me encanta leer. Un abrazo enorme querida amiga

    ResponderEliminar
  10. Pero que vicio, es que han de estar riquísimas!

    Besos

    ResponderEliminar

Nos gusta saber tu opinión sobre lo que hacemos. Si haces la receta, tu experiencia. Si te parecen suficientemente claras o no las explicaciones. Sabemos que con las prisas de hoy en día no siempre podemos comentar, pero de tus comentarios también aprendemos.

¡No te cortes!